Saturday, 9 August 2014

Motorola: ¡you're doing it right! (Parte 1: Actualidad)

Nota: Arranqué este post como un gran post sobre este tema, pero quedó tan grande que decidí dividirlo en 2 partes. Link a la segunda parte acá.
Nota 2: Me di cuenta que el review del Moto X no existe más (ni el sitio :( ), así la pueden encontrar republicada acá.


Creo que de todos los fabricantes de smartphones, el que más tiempo estuvo haciendo bien las cosas ultimamente (y todavía sigue), es +Motorola Mobility.


"¿Por qué, Juanma?" se preguntarán. Y la respuesta es sencilla: un cambio radical en la filosofía y en la forma de encarar los productos, seguido de una sucesión de buenos equipos, ideas y satisfacción de nichos, te puede llevar a crear experiencias nunca antes vividas por ciertas personas (faaaa!!). Y con esto, me refiero a gama alta, media, baja, smartwatches... todo.


Cajón de los recuerdos: Lo que me dejó el Moto X


Como algunos recordarán, hice mi review del Moto X para +Geek Level el año pasado. Fue en mi opinión, mi mejor review de todos los tiempos. Y el motivo es porque el Moto X realmente despertó algo en mi. El Moto X fue un equipo que realmente me gustó mucho, más allá de todos los flagship de la época, entre los cuales se encontraba el excelente LG G2 sobre el cual mi amado Nexus 5 está basado.

Me gustó mucho porque planteaba un enfoque diferente. Se alejaba de lo normal. De lo preestablecido. Mientras todas las demás empresas se metieron en la carrera de a ver quien la tiene más grande (la pantalla, cantidad de MHz en el procesador y MB de memoria RAM, claro. Cochinos.), Motorola con su Moto X le puso pantalla más chica que la media (entre 4.8" y 5.2" en el momento), la mitad de resolución y la mitad de núcleos de procesamiento que los demás tope de gama, entre otras cosas.

Hermoso
La diferencia radicaba en la experiencia del equipo respecto a los otros flagships. Vos usás el Moto X, y usas un equipo sin lag. Nada. Cero. En absoluto. Y eso creo que es una de las cosas más importantes, que aun equipos como el Samsung Galaxy S4, con toda la potencia debajo del motor que tiene, no consigue todo el tiempo (siempre hablo de equipos stock como lo compra cualquier hijo de vecino, aclaro).

Si a esto le sumamos un diseño pensado para tener en la mano (¡esperen! ¡No me golpeen! ¡No es tan estúpido lo que acabo de decir!) que optimiza el tamaño del equipo respecto al tamaño de la pantalla (es apenas más grande que un iPhone 5S con casi 1 pulgada más de pantalla), genial duración de batería y extras útiles al servicio del usuario, tenemos entonces, el mejor equipo que se podía comprar en 2013 como conclusión de mi review.

No voy a ahondar en dichos detalles porque para eso está la review, pero Motorola pensó en cosas que podían sumar a la experiencia y no sólamente a abultar la lista de características y motivos para marketing que después nadie usa. Al día de hoy, extraño mucho las Active Notifications, e intentando simularlas por software, fallé estrepitosamente.

Active Notifications: Una de las mejores features.

Es por todos estos motivos, que estoy tan expectante del Moto X+1, Moto X2, o como sea que lo vayan a llamar (más de esto, en la segunda parte del post). Creo que va a ser un excelente sucesor a un ya magnífico equipo que muchos adularon y nadie pudo alcanzar o, ni siquiera, simular. Y como dije al publicar la review, citando al amigo +The ARC77, "es probable que el sucesor del Moto X sea mi próximo equipo."


Los nichos insatisfechos: la gama baja y media


Antes que nada, no soy mucho de clasificar en gamas, porque es algo muy subjetivo y cambiante (Hace unos años nadie hubiese dicho que un Samsung Galaxy S2 no era gama alta, pero hoy alguien lo dice y le tiran pescado podrido), pero se va a entender contextualmente lo que quiero decir.

Históricamente, hasta antes de finales de 2013, para tener un Android que funcione medianamente bien/fluido, había que gastar un dineral en lo más caro de alguna empresa o comprar usado un flagship viejo por un poco menos de plata.

Llegó fin de 2013 (Noviembre, si no recuerdo mal) y Motorola determinó que opinaba distinto. Después de unos meses de experiencia con el Moto X, decidieron sacar al mercado el fantástico Moto G.

Tilda las 3 B: Bueno, bonito y barato.

El Moto G, tan famoso hoy en día, nació como un equipo que quería llenar un espacio vacío. Ese espacio del equipo que no es caro, pero que funciona bien. No tiene las últimas especificaciones, y ni siquiera tiene los extras tan geniales del Moto X, sino que es más bien un equipo clásico. Tiene casi todas las características que uno puede esperar de un teléfono común de esa época, pero agregando un excelente precio y una performance impecable.

No va a ganar premios de benchmarks ni nada parecido, pero es un teléfono que cumple. En su momento, lo más parecido que tenía Samsung es un S3 Mini, que andaba peor y era más caro. Sony tenía el Xperia L, que funcionaba bien, pero ni cerca tan bien como el Moto G. Y también era más caro.

Samsung Galaxy S3 Mini

Sony Xperia L

El tema es que Motorola atacó un espacio vacío y agarró a todos completamente desprevenidos. Y le fue muy bien. Vendió parva de equipos y no conozco a nadie que no esté contento con el mismo. Obviamente, pueden mejorarle cosas (la cámara y el slot SD son cosas criticadas, pero nuevamente, por ese precio y con esa performance, no se le puede decir nada, en mi opinión), pero para eso estará el futuro Moto G2.

Primer leak del Moto G2 (ojo con el parlante frontal a-la Moto E)

Esto es a lo que me refería con la gama media. Y ¿que hay de la gama baja?, se preguntarán. Les presento la última novedad de Motorola en nuestro país: el Moto E.

Aun con el excelente precio, para algunos el Moto G era "caro" (la gente que todavía piensa que puede comprar un smartphone con unos devaluados mil pesos, supongo). Motorola volvió a escuchar, y sacó el Moto E.

Moto E: Performance genial a un precio genial. ¿Qué más querés?

El Moto E es lo más bajo que se puede ir hoy en día en precio, en smartphones que funcionan perfecto, como nos tiene acostumbrados Motorola hoy en día. Es un equipo que prácticamente no tiene cámara, puesto que tiene una cámara que no tiene flash ni autofocus (tiene foco fijo como suelen tener las cámaras frontales, que de paso les cuento, el Moto E tampoco trae). La pantalla es de más resolución que un S2 y su mismo tamaño (4.3"). Se ve muy bien, sobretodo considerando el precio. Además, tiene todo lo básico y una batería optimizada que dicen que dura todo un día. Es el nuevo mejor teléfono barato. Es el equipo a comprar si lo que querés es comprarte un Android barato y que funcione bien.


¡UPDATES, UPDATES, UPDATES!


Hasta ahora hablé del presente de Motorola, y de por qué viene haciendo las cosas bien, respecto a sus equipos. Pero no mencioné una virtud muy importante que comparten todos. La velocidad de actualización.

Esto es algo fantástico y nunca antes visto fuera del mundo Apple y sus iPhone. Una novedad en el mundo Android fuera de los Nexus de Google, que acá no vienen hasta que afuera no los quiere nadie, y aún así, al tener 0 marketing, dudo que vendan algo (los que los conocen, lo compraron importados cuando eran novedad, los que no, los pasan de largo porque no son "un Galaxy").

Le ponen Galaxy a cualquier cosa y la gente compra, ¿eh?

¿Qué es lo que pasa? Esto da para un post entero, pero para hacerlo resumido, el tema es el siguiente: las empresas al tener casi todas el mismo hardware, salvando detalles, eligen el software para diferenciarse. El problema es que sus agregados, generalmente tienen gustos de dudosa calidad y coherencia, muchas veces son al cuete y/o empeoran la experiencia agregando el tan odiado lag. Muchos de los que creen que su equipo es fluido, nunca usaron un Nexus (o, ahora puedo decir, un Motorola). Me encontraba en este grupo hasta hace no mucho.

¿Por qué pasa esto? Porque Google actualiza Android, y las empresas tienen que agarrar la actualización, meterles sus porquerías encima, testearlas infinitamente y recién ahí sacarla al mercado (o sea, alguien aprueba esos firmwares como los del Samsung Galaxy Y Pro. Alguien dice "listo muchachos, con esto ya podemos salir". Que hijo de puta.) Esto es un proceso que lleva meses de desarrollar, y tal vez, otros meses de testeo y arreglos iterativos.

Motorola decidió saltarse todo este quilombo y tomar 2 posturas igual de geniales: sistema operativo Android inalterado para sacarlo ni bien adaptan a su hardware el source code que les pasa Google (mi Nexus 5 tuvo update OTA de 4.4.3 más tarde que el Moto G libre de mi hermano, para que se den una idea), junto a aplicaciones propias para diferenciarse, puestas en el Play Store.

¡Sooooo many apps!

¿Por qué esto último importa? Porque antes que Motorola tome esta postura, nadie lo hacía, y cuando querían actualizar sus aplicaciones (cámara propia, galería propia, feed de noticias propio, etc.), las empresas tenían que sacar una actualización de sistema entera (por ejemplo, me pasó esto de Sense 5 a Sense 5.5 en el HTC One M7). Esto hace que, si el equipo es libre, el firmware entero deba pasar por un proceso de testing y homologación de la empresa.

Si el mismo no es libre, encima, tiene que pasar por ese mismo proceso, otra vez, luego de que la operadora de turno le agregue sus porquerías (si, más porquerías). Esto hace que al final, un teléfono cualquiera no tenga menos de 6 meses (con suerte) de espera, para tener una actualización.

De esta forma, la empresa puede actualizar via Play Store las aplicaciones propias y siempre darle lo último y lo mejor a sus clientes, aunque hayan comprado su equipo bajo los términos y condiciones de la peor prestadora de servicio del planeta (que probablemente sea de Argentina).

Screenshot que me mandó un amigo que compró un Moto X libre hace unos días. ¡Niiiiiiiiiiiiice!

Muchos dirán "Juanma, a mi tía Carmen no le importan las actualizaciones." y estarían en lo correcto. Más allá de que si tienen una tía que se llama Carmen, es muy probable que sea un Transformer (auto-hombre, chiste afanado a uno de mis lectores <3), es cierto que no le importa, ni sabe de que hablamos, o para que sirve. Pero más allá de que se tenga o no la versión más nuevita y linda de Android, en general, hay mejoras de estabilidad, velocidad y seguridad que siempre son bienvenidas y por eso es lo mejor tener siempre lo último. Sepas o no lo que eso significa.

En el próximo post, hablaré sobre lo que sabemos (y lo que no, un poco de futurología también) del futuro de Motorola. Por qué pienso que siguen haciendo las cosas bien, y por qué estoy muy pendiente de lo que sea que saquen.

¿Te quedaste con ganas de más? Seguí leyendo la parte 2 acá.


Sources:
  • Moto G2 leak: http://mallandonoandroid.com/blog/2014/07/20/motorola-moto-g-2o-xeracion/
  • Imágenes del Moto X: propias.
  • Imágenes del Moto G y del Moto E: http://www.motorola.com/
  • Imágenes del S3 Mini y del Xperia L: Sitios oficiales de Samsung y Sony.